miércoles, junio 25, 2008

it's not a one-night stand

Seamos un "poco" superficiales por un momento y supongamos que uno cambia de novia como si fuera un trabajo ... es sólo una suposición jeje.

Según mi experiencia (que no es ni mucha ni poca, sino la necesaria) podría resumirla en lo siguiente:
  1. El amor juvenil. Es ese "trabajo" estudiantil, donde hacías tu servicio social o prácticas profesionales, sin responsabilidades reales, de a pocas horas (eso sí, la paga servía para las cervezas y punto, claro, si es que había), Nunca te exigían quedarte hasta tarde o hacer cosas muy complicadas (Sí hay algo peor que pulga de perro esto debe ser el becario).
  2. El golpe generacional. La verdad es que salvo muy pocas excepciones te agarran bien pollito para el primer trabajo, es como si fueras el boy toy de una señora con mucha experiencia, claro que te das con muchos topes y las cosas no son como en la escuela, pero poco a poco vas aprendiendo, tomando tu lugarcito y dentro de poco eres valorado y comienzan a escuchar tus propuestas.
  3. La maldita vieja esa. Esto es como el infierno laboral, es entrar a una relación que está a 2 cm del maltrato y de la violencia de género, todo es una burocracia espantosa, no te llama ni para comer ... sólo hay una cosa que hacer: agarrar tus maletas y salir corriendo (a mi me llevó a madrid, es lo único que valió la pena jejeje).
  4. La chica simpática. Después de esa aventura europea sabía perfectamente lo que quería (que no se parecía a ninguna de mis "relaciones" anteriores), así que luche por conseguir lo más parecido al amor, rechace toda insinuación del tipo de chicas que no me convenía (no importando lo mucho que estas pudieran ofrecer), me metí a páginas especializadas e incluso mande mi cv a desconocidas con buenas referencias, finalmente encontré una chica simpática, que me abrió las puertas laborales a una industria que me encanta y con la que aprendido a llevar una vida de dar y recibir; sin embargo ha llegado el momento de decir adiós... (y es por esto que se aclara que es un trabajo y no una novia de verdad, que si no voy a quedar como un cerdo que abandona a la pobre chica sin tomar en cuenta los sentimientos, pero recordemos que esto pese a la estima es una relación de negocios).
  5. El Big Crush o la chica de tus sueños. Imagina que te encuentras con el amor de toda tu vida, se ve mejor que antes (lo que es falso en el 80% de los casos, ya que los años no pasan en vano, jeje), platicas con ella y te llevas increíblemente bien, además tienen la misma visión del futuro, planes similares y de repente te está coqueteando!!! Un buen día te llama para decirte que ha estado pensando en ti y que confía en ti y que te quiere a su lado.
Pues bien, acabo de encontrar a mi trabajo big crush, y aunque tendré que hacer algunos sacrificios confío totalmente que esta relación me dará muchas cosas; el único detalle es que cuando cortas con alguien generalmente no te piden 15 días (o 3 semanas como en mi caso) para encontrar a alguien que te reemplace, la verdad sí hay un poco de celos cuando le dices que has encontrado alguien mas ... y esas miradas de abandono, caray, pero bueno, sólo unos días mas.



Nota: todas mis relaciones tiene nombre y RFC jajaja.

2 comentarios:

Sad Cecile dijo...

Felicidades!!!
Harto éxito en tu nuevo trabajo y que esto sea para siempre (el sentimiento, digo)...
Está chido tu catálogo de novias laborales; um... si lo ponemos en esos términos, digamos que voy a regresar con el amor de mi vida, el cual afortunadamente está dispuesto a jugársela conmigo.
Ya contaré pronto de ello en mi blog.
Saludos :)

acoolgirl dijo...

Aysss... pues mi mas sincera enhorabuena!!! Yo, ahora, estoy un poco desengañada con mi trabajo... a ver si tengo suerte y me llega el Big Crush de mi vida!!!

Que te vaya genial!!!

Un besitooo